La Oficina de Proyectos Europeos (OPE) del Ayuntamiento de Altea, ha participado en el proyecto ‘Building Bridges’ que se ha llevado a cabo en Malta del 8 al 14 de abril. Nuestra localidad ha estado representada por cinco jóvenes alteanas que se han trasladado hasta Malta para participar en esta iniciativa impulsada por la Unión Europea dentro del programa ERASMUS +, a través de la OPE del Ayuntamiento de Altea.

El objetivo del proyecto ‘Building Bridges’ ha sido profundizar en los patrones de los profesionales que desarrollan su trabajo con jóvenes y niños con problemas para relacionarse y en riesgo de exclusión social debido a su procedencia de entornos desfavorecidos, o que viven bajo tutela en centros de menores. Para ello se ha trabajado en las teorías del apoyo y el apego.

Como explicaban las participantes, “normalmente, los niños y los jóvenes con estas características desarrollan patrones de apego inseguros con sus cuidadores más cercanos, muchos han sufrido experiencias traumáticas como abusos, adicciones de los padres, etc. Esto no significa que no puedan formar relaciones, sino que pueden tener necesidades particulares, porque su capacidad para generar confianza se ve afectada. Aunque el apego comienza en la infancia, la necesidad de relaciones de apego continúa durante toda la vida. Por ello, la importancia de abordar este aspecto para mejorar sus habilidades sociales, reforzar su seguridad, confianza y que aprendan a creer en sí mismos”.

Asimismo, durante las diversas jornadas de trabajo llevadas a cabo en Malta se abordaron estrategias para formar a los trabajadores que desarrollan su labor con jóvenes en situaciones de exclusión social. En este sentido, es importante que estos profesionales estén equipados con un conjunto de habilidades que les ayuden a enfrentar situaciones complejas y sepan “construir puentes” en las relaciones con estos jóvenes. Entre este conjunto de habilidades destaca el desarrollo de prácticas inclusivas con jóvenes con necesidad de apego, así como proporcionar habilidades para la comunicación efectiva, crear confianza y construir estructuras de apoyo.

Finalmente, Pere Lloret, concejal de Hacienda y responsable de la OPE, manifestaba su satisfacción por la participación de Altea en este tipo de iniciativas. Sobre el proyecto, destacaba la importancia de las relaciones “en muchos niveles y en el curso de nuestra vida”. “Es principalmente por esta razón que deseábamos formar parte de esta iniciativa para  proporcionar habilidades y conocimientos que pudieran guiar a los participantes en su trabajo con los jóvenes”.