El Centro Cultural de Altea la Vella acogía ayer por la tarde una charla informativa sobre el Brexit. Esta actividad estuvo organizada por la concejalía de Participación Ciudadana, que encabeza María Laviós, y contó con la presencia de la cónsul británica Sarah-Jane Morris.

En la reunión se habló sobre la situación del Brexit y la salida del Reino Unido de la Unión Europea. También se dieron las novedades respecto a la situación del Brexit y en qué punto se encuentra en estos momentos.

La cónsul estuvo acompañada por expertos en la materia que dieron algunas claves a los asistentes que, a pesar de la información recibida, se mostraron preocupados por desconocer en que afectará el proceso a su situación en España.

En la charla se hizo hincapié en la importancia de empadronarse en el municipio donde están residiendo. Y se indicó el procedimiento a seguir en caso de que no lo estuvieran, teniendo en cuenta que si están más de 3 meses residiendo en España pueden solicitar la residencia.

En el transcurso de la charla se facilitó a los asistentes información relevante para la población británica, como el acceso a la tarjeta sanitaria. También se les indicaron webs especializadas para ampliar información, en el caso sanitario: www.healtcareinspain.eu y sobre el proceso del Brexit y las novedades que vayan surgiendo: www.gov.uk/world/spain

La concejala de Participación mostraba su satisfacción por la gran acogida que tuvo la charla e insistió a los asistentes, junto con la cónsul, que pueden acudir al Ayuntamiento de Altea para informarse sobre el empadronamiento, »porque estamos a disposición de los residentes británicos para ayudarles. Además en la web altea.es, en el apartado de Ciudadanos Extranjeros, facilitaremos la información y direcciones electrónicas que ha dado la cónsul en la charla». También estuvieron presentes en el acto el jefe de la Oficina de Atención al Ciudadano, Miquel Alcalde, y la responsable del padrón y estadística, Almudena Alcalde, que señaló que, en estos momentos, alrededor de unos 1.700 británicos están empadronados en el municipio.